Enganches emocionales: personalidad por dependencia

¿Qué son los enganches emocionales?

Tradicionalmente confundida con el amor, la dependencia emocional consta en una necesidad afectiva extrema y permanente que nos engancha y no nos deja terminar la relación. Si no se la trata, puede llegar a convertirse en limitante, ya que la mayor parte de la vida de quien la padece, gira en torno al vínculo de pareja.

Se genera en la persona una fuerte dependencia hacia esta, llegando incluso a doblegar su voluntad en aras de no perder a su compañero. Cuando una de las personas hace todo lo posible por conservar a la otra, se produce el enganche emocional. Como su nombre lo indica, es un apego que va más allá del límite que establece hasta dónde una relación es sana.

¿En qué tipo de personas se fijan quienes padecen de dependencia emocional?

Enganches emocionales: personas emocionalmente dependientesEs posible que habiendo leído la descripción anterior, aún no quede del todo claro por qué un enganche emocional, derivado de una personalidad por dependencia, es algo tan perjudicial para quien se vincula afectivamente de esta manera.

El problema radica más en el objetivo de las personas emocionalmente dependientes, que en la dependencia en sí misma. Debido a que son individuos de personalidad débil y fácilmente manipulable, además de tener baja autoestima y un pobre concepto de sí mismos, estas personas se fijan en quienes son egocéntricos, petulantes, con mucha seguridad en sí mismas, impredecibles, dominantes y de muy baja afectividad.

Por lo tanto, no solo se convertirán en dependientes de alguien, sino de alguien que no satisfará sus necesidades afectivas.

La razón por la cual reparan en esta clase de individuos y se sienten poderosamente atraídos hacia ellos, es porque llegan al punto de idealizarlos. Creen que estas características los convertirán en sus salvadores, quienes, cuales dioses llenos de poderes que van más allá de lo humano, traerán amor, afecto, presencia y toda clase de soluciones a sus problemas y necesidades.

Estamos ante un caso de atracción de opuestos, ya que esas personas de las que quienes son dependientes emocionales se enamoran, resultan ser absolutamente todo lo contrario de lo que ellos son. Como resultado, quienes dependen de ellos no verán cubiertas sus necesidades afectivas, ante lo cual se volverán aún más demandantes, llegando al punto de sentir que su vida es realmente miserable.

¿Cómo se ven a sí mismas las personas emocionalmente dependientes?

El punto de partida para comprender las razones por las cuales una persona con dependencia emocional actúa como lo hace, es saber cómo se ven a sí mismas.

Para empezar, tienen una relación consigo mismas que puede definirse como lastimosa. Ellas no toleran estar en soledad porque se sienten muy incómodas con su propia persona. Por ende, creen que es el otro quien los hará salir de ese estado de desagrado al regalarles su compañía.

Por otra parte, son personas que no se perciben a sí mismas como completas, sino que sienten que es a través de su pareja que alcanzarán dicha completitud como seres humanos.

Por último, cuando el rasgo de dependencia emocional avanza hasta el punto de convertirse en un trastorno, estamos ante personas que no se consideran merecedoras, ni tampoco capaces de lograrla por sí mismas, de la verdadera felicidad. Esto explica por qué toleran situaciones de pareja impregnadas de características que ninguna otra persona soportaría.

Pautas para identificar a personas emocionalmente dependientes

No basta con tener una baja autoestima o una pronunciada inseguridad para ser emocionalmente dependientes. En cuestiones inherentes a la mente humana, dos más dos no siempre es cuatro. Por lo tanto, además de tener que permanecer atentos a estas características, para identificar a alguien que padezca del trastorno de dependencia emocional, debemos buscar la manifestación de los siguientes síntomas:

  • Tendencia a la depresión
  • Presencia de ansiedad
  • Falta de criterio a la hora de elegir pareja
  • Falta de asertividad a la hora de reclamar sus derechos
  • Dificultad para tomar decisiones
  • Dificultad para adquirir autonomía (les cuesta demasiado hacer cosas por sí solos)
  • Manifestación de una evidente subordinación
  • Poca o nula flexibilidad y capacidad de adaptación
  • Necesidad exagerada de agradar a los demás
  • Exceso en la falta de confianza hacia sí mismos
  • No creer en sus capacidades
  • Sumisión ante el maltrato físico, psicológico o verbal
  • Incapacidad para poner fin a una relación tóxica
  • Sufrimiento desmedido ante la soledad
  • Temor exagerado al rechazo
  • Postergan de forma indefinida sus propias necesidades
  • Se sienten vacíos si no están en pareja
  • Se sienten culpables cuando deben contradecir a su pareja

Cómo salir de la dependencia emocional

Cuando la dependencia emocional se convierte en un trastorno, puede acarrear consigo graves consecuencias. La persona pierde su personalidad y todo su ser queda en función de la pareja, de quien pasa a ser un objeto que esta, si así lo desea, maneja a su antojo.

Existen formas de superar este trastorno antes de llegar a la terapia psicológica. Sin embargo, debes admitir que padeces de este problema.

Una táctica que da buenos resultados viene de la mano de la escritura terapéutica. Solo necesitas hacer una lista de las cosas que haces por tu pareja que te hacen sentir bien y otra de las cosas que haces por ella, pero que atentan en contra de tu bienestar.

Una vez que tienes ambas listas ante tus ojos, debes proponerte reducir la lista de cosas que haces y que te generan malestar hasta que finalmente desaparezca. No tiene por qué ser rápido, sino efectivo. Es decir, puedes tomarte algunas semanas para eliminar una de ellas, pero una vez que lo hagas, esta conducta ya no deberá volver.

Si encuentras muy difícil llevarlo a cabo por ti mismo, es porque necesitas ayuda profesional para sentar las bases que te conducirán a valorarte a ti mismo. Eres único, insustituible y, para tu propia persona, imprescindible. Ese es el punto de partida desde el cual debes relacionarte con los demás.

¿Piensas que necesitas ayuda profesional, porque estas en una relación con enganche emocional?

Los psicólogos utilizan varios enfoques para ayudar a las personas que se encuentran en una relación de dependencia, como por ejemplo, trabajar variables intrapsicológicas como optimizar los recursos emocionales, reforzar la autoestima o habilidades sociales para mejorar la situación de dependencia emocional.

El Centro Manuel Escudero ofrece un equipo de especialistas que te ayudará en tratar el rasgo de dependencia emocional y mejorar los problemas derivados de una relación con dependencia
Contáctanos para pedir una primera consulta: ¡Llámanos!

Psicólogos online – Consulta y terapia online

Ofrecemos servicio de Terapia Online. Las consultas Psicológicas Online ayudan a muchos pacientes hacer un tratamiento sin tener que acudir en persona a nuestra consulta en Madrid. Es un servicio que ayuda a aquellas personas que tienen dificultades para encontrar un especialista de la salud mental con experiencia cerca de donde viven.

Gracias a nuestro servicio de terapia online, puedes conectarte a internet y hablar con un profesional de la salud mental desde tu casa u oficina en tu mismo idioma.

Consulta de psicología y psiquiatría en Madrid

Sí necesitas nuestros servicios de salud mental, sea Psicología Clínica, Psiquiatría, orientación o consejo psicológicos, en el Centro Manuel Escudero encontraras un equipo de especialistas, que trabajan en conjunto de forma multidisciplinar desde hace más de treinta años, para ofrecerte la psicoterapia y los tratamientos más avanzados.

Consúltanos tus dudas, pide información o concierta una cita.

Podemos ayudarte

Otros artículos recomendados

Dejar un comentario

Start typing and press Enter to search