Trastorno narcisista de la personalidad

La personalidad narcisista y el trastorno

Para identificar la personalidad narcisista los psicólogos detectan los rasgos que conforman este perfil de personalidad gracias al conjunto de los pensamientos, emociones y conductas, y que lo hace distinto a los demás perfiles. Hablamos de un trastorno narcisista de la personalidad, si la persona tiene rasgos exagerados e incontrolables del narcisismo, que producen problemas en su vida o provocan sufrimiento en las personas de su entorno.

Muchas personas tienen rasgos narcisistas sin tener realmente una personalidad narcisista. Un rasgo de narcisismo a veces aparece, bajo ciertas condiciones, lo que se llama una posición narcisista, como por ejemplo; tener unos padres muy exigentes en los logros en la vida, que por circunstancias nos salga todo extremadamente bien, ser una persona muy exitosa en algún campo de la vida, tener una autoestima muy elevada, etc., pero estos rasgos no tienen nada que ver con el trastorno narcisista de la personalidad.

Por ejemplo, una persona con alta autoestima puede ser humilde, mientras que un narcisista no tiene esta capacidad.

Una personalidad narcisista puede ser funcional, es decir; tener rasgos narcisistas de no mucha intensidad, y adaptados e impulsoras para conseguir los objetivos en la vida, sean personales o profesionales, o puede ser disfuncional, es decir; tener rasgos no adaptados y lesivos para la vida propia y la de las personas cercanas.

Qué es el trastorno de personalidad narcisista y cuáles son sus síntomas

Transtorno narcisista de la personalidadUna persona con un trastorno de personalidad narcisista suele tener un sentido excesivo de su propia importancia, una necesidad profunda de atención y admiración, ignora las necesidades de otros por su falta de empatía, presenta un comportamiento interpersonal desadaptado y una actitud de menosprecio y desvalorización de los demás.

El narcisismo patológico suele tener un impacto negativo en la vida de la persona y de su entorno, pero la persona no es capaz de ver que sus conductas afectan negativamente sus relaciones. Muchas personas se encuentran incomodas o tensas al lado de una persona narcisista y por eso una persona con rasgos narcisistas puede tener relaciones conflictivas o problemas en el trabajo, la familia, etc.

No obstante muchas veces, detrás de estos rasgos no siempre perceptibles para otros, se esconde una autoestima frágil, vulnerable a la crítica y de baja tolerancia a la frustración.

¿Cómo detectar si estamos frente a alguien con un trastorno narcisista de la personalidad?

El diagnóstico del trastorno de la personalidad narcisista se basa en un conjunto de características y síntomas que conforman el trastorno narcisista. Personas con esta personalidad;

  • Suelen exagerar los logros y los talentos, y les gustan ser reconocidos como superiores, sin tener logros excepcionales, por los demás.
  • Les gustan el trato especial y relacionarse con personas o instituciones de alto estatus que dan prestigio (sentido de privilegio, derechos y estatus), mientras les molestan estar rodeados de mediocres.
  • Suelen tratar a las demás personas como inferiores o desprecian sus capacidades o tienen tendencia en desvalorar los logros de los demás, porque ellos tienen la capacidad de hacer todo mejor.
  • Suelen aprovecharse de otros (sin apreciar) para lograr sus objetivos, y solo sus proyectos son importantes y valiosos. Así, tienen expectativas de que otros les hagan favores especiales y pueden tener un comportamiento abusivo hacia amigos cercanos y familiares. Según ellos; los demás están para ser utilizados y la mayoría de la gente es estúpida.
  • No tienen la capacidad en dar valor o apoyar a proyectos o decisiones que no son suyos. Eso significa que suelen ser personas tóxicas y envidiosas en la dinámica de equipos.
  • No suelen tener la capacidad de empatía e identificar las necesidades de los demás, son egocéntricos, ellos son importantes. Una conversación retorna siempre a ideas o situaciones de importancia propia, es decir, suelen monopolizar las conversaciones, porque suelen pensar y hablar la mayor parte del tiempo enfocado en sí mismo.
  • Suelen tener comportamientos arrogantes y prepotentes, y creer que nadie puede cuestionar sus motivos y demandas. (actitud que no se aplica a mí, porque soy por encima de los demás)
  • Suelen tener ilusiones o fantasías de éxito y poder ilimitado y tener lo mejor de todo; como por ejemplo, la mejor casa, la mejor empresa, los hijos más inteligentes.

Así podemos resumir que un narcisista, según el grado de su personalidad, a menudo, viola los derechos de los demás y menosprecia a las personas que se preocupan por él, muchas veces para alimentar su propio ego. Este patrón de personalidad es inflexible, y por lo general, conduce a angustia a hábitos poco saludables y suele afectar al entorno social, laboral u otras áreas de funcionamiento.

Al mismo tiempo, las personas con un trastorno de la personalidad narcisista, tienen unos rasgos que les dificultan el enfrentamiento a situaciones decisivas o a la crítica. Suelen responder a las críticas con vergüenza, agresividad, indignación y humillación y no tienen la capacidad de aprender de la valiosa opinión o merecida critica de otra persona, porque se sienten ofendidos o lo considera como un ataque personal.

Otros rasgos de la personalidad narcisistas

Algunos de los rasgos de una persona con un trastorno narcisista son:

  • Ser impacientes o enojarse cuando no se las trata de manera especial
  • Tener notables problemas interpersonales y ofenderse con facilidad
  • Reaccionar con frustración o con ira y tratar con desprecio a los demás, para dar la impresión que son mejores de otras personas
  • Inestabilidad emocional o dificultad para regular las emociones y la conducta
  • Proponerse objetivos demasiados fantásticos o no realistas
  • Manipular a otros para conseguir logros o éxito
  • Autopromocionarse para ocultar un ego frágil, a menudo les gusta estar en el ojo público
  • Violación de los derechos de los demás
  • Tener problemas para enfrentar el estrés y adaptarse a los cambios, o sentirse deprimido porque no alcanzan la perfección o no consiguen la admiración esperada
  • Suelen tener facilidad para el nivel de éxito financiero

Algunas posibles consecuencias asociadas al trastorno de la personalidad narcisista:

Para los demás, las relaciones con personas narcisistas son relaciones complicadas o muy dañinas, precisamente por esa falta de empatía y su conducta egoísta. Ponen por delante sus intereses y si sienten que alguien les puede hacer sombra, criticarán o intentarán hacer de menos a esa persona.

Los rasgos de prepotencia narcisista suele dañar las relaciones, mientras la humildad, la autenticidad, la generosidad, la sencillez y la humanidad son virtudes que nos conectan o nos une.

Causas del trastorno narcisista

Averiguar la causa del trastorno de la personalidad narcisista es muy compleja. La mayoría de los profesionales relacionan este trastorno con factores biológicos, genéticos y factores ambientales o sociales. Así, podemos decir que en el desarrollo del trastorno de la personalidad narcisista juegan un importante papel:

  • La genética o rasgos heredados
  • La neurobiología: la conexión entre el cerebro, la conducta y el pensamiento
  • El entorno: Una educación sobreprotectora, o por lo contrario un exceso de críticas que no están en sintonía con la realidad, o crianza negligente durante la infancia

Consecuencias al haberse criado con un padre/una madre narcisista

Criarse con padres narcisistasMuchos padres narcisistas alimentan su propio ego a través de los logros de sus hijos y no tienen la capacidad en crear una relación empática con sus hijos, que es crucial para el desarrollo, la aceptación y la comprensión de uno mismo. Los niños, para sobrevivir en este entorno, desarrollan una variedad de creencias, patrones de conducta y mecanismos de actuar.
Posiblemente, a medida que crecen, estos niños de padres narcisistas, a menudo, desarrollan conductas o mecanismos similares, que les pueden llevar a su propia ruina.

Algunas otras consecuencias que pueden vivir los hijos de los narcisistas:

  • Problemas de autoestima o inciertos de sí mismos (inseguros, acomplejados o muy sensibles)
  • Tener miedo de hablar y expresar su opinión
  • Son muy sensibles a lo que otros piensan o sienten
  • A menudo tienen relaciones tóxicas e insatisfactorias o dependencia en las relaciones
  • Dificultades de tomar decisiones o decir “no”

Tratamientos o terapia para el trastorno de personalidad narcisista

Las personas con un trastorno de personalidad narcisista no sienten que tengan ningún problema; por lo tanto, no suelen buscar tratamiento. Si lo hacen, suele ser por síntomas de depresión, uso de alcohol o drogas, u otro problema de salud mental.

La naturaleza del trastorno de la personalidad narcisista suele generar escepticismo acerca de un tratamiento terapéutico o la creencia que no es necesario. Por lo general, estas personas con rasgos elevados de narcisismo, se ponen a la defensiva, sienten que la terapia les hace perder el tiempo o suelen abandonar la terapia en un estadio temprano.

Sin embargo, es interesante e importante centrarse en el impacto de nuestra personalidad sobre nuestras relaciones y enfocarse en las recompensas del tratamiento, cumpliendo con las sesiones de terapia programadas, tomando la medicación recomendada y mantenerse motivado pensando en los objetivos y lograr una mejora en las relaciones y el bienestar general.

La terapia cognitivo-conductual se centra en reparar los esquemas narcisistas y las estrategias de afrontamiento asociadas a ellos, confrontando los estilos cognitivos narcisistas (ser el mejor, el perfeccionismo, la desvalorización de los demás, etc.)

La psicoterapia te puede ayudar con lo siguiente:

  • Comprender las causas de las emociones y conductas.
  • Aumentar la capacidad de comprender y regular los sentimientos.
  • Aprender a relacionarse mejor con los demás, para que las relaciones sean más íntimas, agradables y gratificantes. Aceptar y mantener relaciones personales reales y colaborar según la necesidad de otras personas.
  • Reconocer y aceptar nuestras capacidades de forma realista, tolerando mejor las críticas y cultivar la capacidad de aprender de nuestros fallos.
  • Liberarse del deseo de cumplir objetivos poco realistas o imposibles.
  • Comprender y tolerar cómo afecta la terapia a nuestra autoestima de manera positiva, sin percibirla como insulta a la autoestima. Eso solo podría dificultar la aceptación y el seguimiento del tratamiento.

Estudios han demostrado que las personas con un trastorno narcisista no suelen recibir tratamiento dirigido a los rasgos narcisistas.

Solo cuando hay abuso de drogas, alcohol u otras adicciones o pasan por un episodio de ansiedad o depresión suelen buscar ayuda. En este caso hay que desarrollar una terapia que trata a las conductas no saludables teniendo en cuenta la personalidad de la persona.

Por lo general acuden a terapia las personas del entorno cercano de alguien con un trastorno narcisista, porque sufren las consecuencias del trastorno. Inician una terapia para manejar la relación y comprender los rasgos y como poner límites a la situación tóxica o disfuncional, para que les afecte lo menos posible.

La victima del narcisismo no se da cuenta de lo que está pasando, pero la situación causa sufrimiento y afecta a su calidad de vida. Es importante comprender mejor cómo determinar los comportamientos narcisistas en una pareja, un padre, un compañero de trabajo para poder manejar esta relación de forma saludable y aceptable.

Si reconoces aspectos de tu personalidad en este artículo o te relacionas con personas con estos rasgos, en el Centro Manuel Escudero te ayudamos en comprender las emociones y conductas de la personalidad narcisista y como desarrollar relaciones interpersonales más manejables, más saludables y menos conflictivos.

Comunícate con nuestro Centro. Llámanos estaremos encantados en ayudarte.

Psicologos online – Consulta y terapia online

El Centro Manuel Escudero ofrece el servicio de Terapia Online. Las consultas Psicológicas Online ayudan a muchos pacientes para hacer un tratamiento sin tener que acudir en persona a nuestra consulta en Madrid. Es un servicio que ayuda a aquellas personas que tienen dificultades para encontrar un especialista de la salud mental con experiencia cerca de donde viven.

Gracias a nuestro servicio de terapia online, puedes conectarte a internet y hablar con un profesional de la salud mental desde tu casa u oficina en tu mismo idioma.

Otros artículos recomendados

Dejar un comentario

Start typing and press Enter to search