¿Qué es el síndrome de Peter Pan?

El síndrome de Peter Pan se puede definir como un conjunto de rasgos personales que se caracterizan por mostrar una gran inmadurez emocional en la edad adulta. Es decir, las personas con estos rasgos presentan un desfase patológico entre su edad cronológica y su edad emocional y, a menudo, se resisten a tener las cargas y las responsabilidades de un adulto o muestran conductas y reacciones emocionales que no son propias de su edad.

Este síndrome no es un término científico de la psicología y no tiene criterios diagnósticos, sino que es un perfil derivado de la experiencia clínica de los psicólogos profesionales.
Su perfil de comportamiento fue descrito por el psicólogo, Dan Kiley en 1983. Kiley observó que algunos de sus pacientes se negaban a aceptar las responsabilidades de la edad adulta y, al parecer, su estado psíquico y su comportamiento se encontraban estancados en la adolescencia, o sea, no alcanzaban la madurez psicológica y no eran capaces de desenvolverse en la vida sin la ayuda o el apoyo emocional de otras personas.

Kiley descubrió que, a menudo, estas personas mostraban rasgos narcisistas, manipuladores, cautivadores y arrogantes, pero en realidad tenían miedo al fracaso personal, una baja autoestima y un estado de inseguridad permanente, en general, se desentendían de las exigencias del mundo real y eran incapaces de conseguir una estabilidad en la vida real.

Síntomas del síndrome de Peter Pan

Algunos de los síntomas que puede tener un adulto con el Síndrome de Peter Pan, son:

  1.  Altibajos emocionales, no son capaces en controlar la ira o pueden sufrir crisis de ansiedad.
  2. Inseguridad y falta de autoestima. Aunque, a veces, parecen arrogantes.
  3. Carpe Diem, no quieren pensar en el futuro. (carácter irresponsable)
  4. Comportamiento impulsivo, y si algo no les sale bien es la culpa de los demás.
  5. Inmadurez generalizada.
  6. Idealizan la juventud para negar la madurez, y como consecuencia tienen una preocupación en exceso por su aspecto y bienestar físico.
  7. Viven fuera de la realidad o en un mundo de fantasía, hablan de proyectos no alcanzables, negocios prósperos o amores increíbles. Exageran los logros.
  8. Narcisistas, egoístas y egocéntricos. No se preocupan de los problemas de los demás.
  9. Baja tolerancia a la frustración, por lo que se sienten insatisfechos y reaccionan fuera de lugar. Son intolerantes a las críticas.
  10. Intentan conseguir cosas sin grandes esfuerzos.
  11. Miedo a la soledad y también suelen tener miedo al compromiso. Les cuesta de mantener una relación de pareja estable. En ocasiones acaban siendo personajes solitarios.
  12. La creencia de que está más allá de las leyes de la sociedad y de las normas por ella establecidas.
  13. Problemas con sustancias adictivas.

Causas del Síndrome de Peter Pan

inmadurez emocional en la edad adultaEl origen del síndrome de Peter Pan se encuentra en factores directamente relacionados con la infancia. Puede deberse tanto a haber sufrido una infancia infeliz y sin afecto, como al contrario, haber tenido una infancia feliz y despreocupada, que es idealizada en la edad adulta.

De alguna manera, el patrón educativo durante la infancia tiene un fuerte impacto en el desarrollo emocional de las personas que sufren este síndrome, causando un déficit en las habilidades sociales, miedos, dificultades en el control de los sentimientos y en la aceptación de las responsabilidades, entre otros.
Algunas condiciones del pasado que pueden influir en el desarrollo del Síndrome de Peter Pan, son:

  1. Una Educación demasiado permisiva, sin reglas, ni responsabilidades, ni exigencias, ni logros durante la infancia. Los padres ceden con demasiada facilidad frente las demandas de sus hijos o no imponen reglas de convivencia.
  2. Por el contrario, la asignación de responsabilidad excesiva durante la infancia.
  3. Carencia del sentido de la frustración, por una excesiva intervención de los padres para evitar todo sufrimiento infantil, es decir, consentir todo.
  4. Sobreprotección familiar, la familia evita que los hijos afronten por sí mismo los problemas en el día a día.
  5. Problemas emocionales.
  6. Infancia marcada por falta de afección estable. Al no haber recibido amor, ahora no es capaz en dar amor.

¿Consecuencias del síndrome de Peter Pan?

Conforme que pasan los años, las personas con el síndrome de Peter Pan se encuentran vacías, con una vida sin realizar y sensaciones de insatisfacción. También pueden tener importantes alteraciones conductuales y emocionales causadas por su inmadurez, su inseguridad y su baja autoestima.
Por lo general, no tienen gran capacidad de empatía y sentimentalmente suelen ser personas frías, con lo que corren el riesgo de terminar siendo solitarios o estando enganchados a la realidad virtual y a las redes sociales, ya que son los lugares perfectos en donde las personas con el síndrome de Peter Pan pueden encontrar una zona de confort en la que refugiarse, al no tener que enfrentarse con la realidad. Además, pueden cuestionar e interferir en problemas de los demás sin sentirse incomodas.
Algunos psicólogos especialistas plantean que estas personas padecen problemas “esquizo-afectivos”.

¿Cómo tratar a personas con síndrome de Peter Pan?

El tratamiento, pasa en primer lugar por reconocer que las conductas de inmadurez obstaculizan la vida adulta y por entender que, crecer como persona es esencial para tener una vida satisfactoria.
El Psicólogo Clínico entiende que estas personas suelen tener un nivel bajo de autoestima y necesitan un tratamiento que les ayude a fortalecer su autoconcepto y a eliminar su inseguridad de forma progresiva. También deben valorar qué es lo que subyace detrás de cada “Peter Pan” y cuáles son las causas de haber llegado a este comportamiento.
Durante la terapia se enseña una serie de estrategias y conocimientos como:

  • Adquirir conciencia del significado de los roles de las personas: adulto, pareja, padre o madre, etc.
  • Aprender a manejar los pensamientos, cambiar la forma de interpretar la realidad y detectar los errores de pensamiento.
  • Aprender a hacer frente a las responsabilidades, entrenando estrategias de toma de decisiones de manera segura y de resolución de problemas.
  • Aprender en tener empatía por los demás y no enfocarse en las necesidades propias.
  • Desarrollar adecuadamente la autoestima.
  • Mejorar la comunicación y asertividad.
  • Fomentar estrategias de afrontamiento adecuadas ante los problemas, y ser más resiliente cuando no sale todo bien. Es nuestra responsabilidad y no hay que culpar a los demás.

En el Centro Manuel Escudero entendemos que eliminar el síndrome de Peter Pan es esencial para tener una vida sana y plena, para eso tenemos tratamientos específicos que permiten a las personas con este síndrome, madurar emocionalmente y adaptarse de forma progresiva a su edad cronológica y a su situación vital.
Nuestros tratamientos fortalecen los sentimientos de autonomía y el control de la expresión de las emociones, posibilita la generación de un estilo de afrontamiento adaptado a la edad cronológica, incrementa la tolerancia a la frustración y la capacidad de adaptación a los cambios vitales, construye una autoestima sana y proporciona las habilidades para generar un proyecto realista de vida.
Solicite una consulta en el Centro Manuel Escudero

En nuestro centro recibirás atención personalizada y tratamientos a tu medida para superar problemas de salud mental

Psicologos online – Consulta y terapia online

El Centro Manuel Escudero ofrece el servicio de Terapia Online. Las consultas Psicológicas Online ayudan a muchos pacientes para hacer un tratamiento sin tener que acudir en persona a nuestra consulta en Madrid. Es un servicio que ayuda a aquellas personas que tienen dificultades para encontrar un especialista de la salud mental con experiencia cerca de donde viven.

Gracias a nuestro servicio de terapia online, puedes conectarte a internet y hablar con un profesional de la salud mental desde tu casa u oficina en tu mismo idioma.

Otros artículos recomendados

Dejar un comentario

Start typing and press Enter to search